belenazo_2017

Ya ha vuelto al cole la Princesa del pueblo, bueno, “reina”, según Mª José Campanario. La casa “Sálvame” promocionaba durante días el esperado regreso de Belén Esteban y su #RequeteBelenazo dotado esta vez de tres bombazos “que rellenarían portadas y portadas de medios de comunicación“, según palabras de María Patiño.

Mientras la de Paracuellos se explayaba a sus anchas con el primero de los bombazos de la noche, Twitter ardía pidiendo el ‘apagón’ del programa y el evidente rechazo a la colaboradora estrella del programa de Telecinco. La Esteban vio preciso compartir con su gente, la audiencia; su pueblo llano, una histórica llamada telefónica que recibió este verano de La Campanario. Al parecer la mujer de Jesulín de Ubrique pordioseaba a la madre de Andreita una quedada cuanto antes, previos elogios como buena madre y agradecerle su apoyo por la enfermedad que está pasando.

Aunque posteriormente disparó el resto de noticias que rellenaban la escaleta del “Belenazo”, una referente a la sentencia de Toño Sanchís y otra desmintiendo oficialmente su embarazo, las redes sociales estaban centradas en el bombazo de la curiosa llamada entre Campanario y Esteban: criticaban la poca ética de Belén por hacer pública una conversación privada, más encima, de una persona enferma. La red del pajarito apedreó virtualmente a la co-presentadora con tuits demoledores y criticando duramente al programa de La Fábrica de la Tele.

Pero, ¿Obró mal la de Paracuellos o está en su pleno derecho de contar su vida en primera persona?. Precisamente su compañero Kiko Matamoros mostró su rechazo a que lo contara, y encima destacando detalles demasiado íntimos. Ella achacó hacerlo público, primero tras una fallida llamada al padre de su hija, y después porque cuando ella estuvo enferma nadie tuvo piedad en mostrar su opinión sin miramientos.

Al día siguiente, cuando los audímetros escupieron la audiencia cosechada por el enésimo ‘Belenazo’ (17,9% y 1.7 millones de telespectadores), el ‘pueblo’ atacó aún con más fuerza a la colaboradora destacando el dato simplón del programa respecto a los resultados diarios de “Sálvame” (la edición Naranja oscila entre el 14% y 17%) o a otros “Deluxe” como el de Ángel Garó (18,5%) el pasado junio.
Cabe destacar que, pese al bajo nivel de competencia del prime time de este sábado, el dato fue realmente normal si observamos que el dato más alto de sus rivales fue un 8,8% de cuota cosechado por El Blockbuster de Cuatro. Esto quiere decir, que en una noche sin apenas competencia fuerte el ‘belenazo’ bajó el rendimiento al que nos tenía acostumbrados.

Realidad a parte, también es de justicia destacar que otros tantos tuiteros y mucha audiencia aplaudió, tanto al programa como a su ‘Princesa del pueblo’ en su reaparición, y dieron su visto bueno al bombazo que los mantuvo ‘on fire’.

Por @alvaroRoldan_